jueves, 23 de noviembre de 2017

Pienzu - La Biescona (18 noviembre 2017)

El Sueve es una de esas sierras asturianas que, por su accesibilidad y cercanía, parece que no se aprecian en toda su magnitud. Nos da la sensación de que siempre está ahí, esperando a que nos acordemos de ella y le demos la relevancia que tiene.

Casi 'n frente del llau de Colunga
llevanta el puertu Sueve la cabeza,
que-i dio a Roma los potros asturcones
que subín de rodíes una cuesta.
Antonio González Reguera

Picu Pienzu (1160 m)

Pero aún estando a 45 minutos de Oviedo (y a tiro de piedra desde Gijón) es una espectacular formación caliza repartida entre los concejos de Parres / Piloña (hacia el interior) y Colunga / Caravia (hacia la costa), y de cuya cumbre mayor, el Picu Pienzu, se dice que es la montaña más alta de Europa respecto a su proximidad a la mar.

Todos los amantes de la naturaleza nos sentimos atraídos por este fantástico mirador natural desde el que se ve buena parte de nuestra Asturies, y que contiene en sí mismo un poco de todo lo bueno de ésta: mar y montaña, frondosos bosques, majadas con su ganado, sus asturcones y quebrantahuesos, varias cumbres, espesa niebla que aparece frecuentemente, bonitas aldeas (y chigres)...

Vamos, toda una experiencia a disfrutar en este sábado 18 de noviembre de 2017. O mejor dicho, a re-disfrutar, porque no es la primera vez que estamos aquí, y no será la última -espero-.

Partimos como siempre de Oviedo, y el autobús toma rumbo Este para enfilar la carretera de subida al Fito, aunque antes de caminar nos permite una parada para desayunar en Casa Pancho. Este seco y atípico otoño astur nos regala otro día de sol, eso sí, con bastante frío.

Test de resistencia de materiales del mirador del Fitu

Hacemos la foto de rigor en el mirador, y empezamos la ruta atravesando un pinar en el que fueron asesinadas por el fascismo unas 30 personas en la Guerra Civil (y enterradas en una fosa común). Después tomamos un fácil sendero ligeramente ascendente que nos acerca hacia la majada de Bustaco, donde nos esperan infinidad de vacas y asturcones. Es el asturcón un caballo cimarrón originario de Asturias, de complexión pequeña y fuerte para adaptarse perfectamente a nuestra orografía. Tiene en el Sueve uno de sus últimos santuarios.

Majada de Bustaco
Preciosa yegua asturcona

Aunque la niebla se enrosca en las cumbres de la sierra, las vistas hacia ambos lados (a la izquierda la Cordillera, a la derecha el mar) son magníficas.

Tras una pequeña pausa, continuamos sin descanso (hoy Raúl va como una moto) dejando la majada y subiendo por una pista hacia el Collado Beluenzu, a los pies del Pienzu. Tiene una fuente que yo nunca vi seca hasta hoy. Y sigue sin llover.

Sólo nos quedan unos 200 metros de desnivel hasta la cruz situada en la cumbre, que cada uno supera como puede: to'tieso o en zigzag. El fuerte y frío viento deja pasar a ratos el sol, que nos calienta y nos presenta vistas como estas:

Mar de nubes
Macizo occidental de Picos con Peña Santa
Macizo oriental y central de Picos, con Torrecerredo sobresaliendo
Costa de Colunga y Caravia
Qué frío hace

De vuelta al collado para comer y reposar un poco, y posteriormente regresar a la majada de Bustaco, donde dejamos el camino habitual del Fito para tomar otro a la izquierda que nos llevará al hayedo de la Biescona.

Está situado en la cara Norte de la Sierra, a pocos kilómetros del mar y a una altitud muy modesta para un hayedo (unos 200 m), pero rodeado siempre de la niebla y las borrascas procedentes del Cantábrico, lo que le aporta toda la humedad necesaria y lo define como el hayedo situado a menor altitud de la Península Ibérica.

Fayeu de la Biescona
El frondoso bosque de enormes hayas y helechos nos deja asombrados con sus colores otoñales

Atravesamos cansados y sedientos este bosque de cuento para llegar, oh casualidad, muy cerca nuevamente de Casa Pancho, donde nos espera el autobús y las cervezas. Qué vida tan dura...

La galería completa de fotos en flickr

Descargar ruta en formato GPX

No hay comentarios:

Publicar un comentario